Se vendió uno de los canales más grandes de YouTube
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Se vendió uno de los canales más grandes de YouTube

COMPARTIR

···

Se vendió uno de los canales más grandes de YouTube

La empresa de Moonbug compró el noveno canal más visto de Youtube, 'Little Baby Bum'.

Bloomberg Por Chris Stokel-Walker y Lucas Shaw
14/09/2018
El canal de Little Baby Bum cuenta con más de 16,000 suscriptores en YouTube

Un trío de veteranos de la industria del entretenimiento, con nexos con Disney y los Teletubbies, acaba de comprar una de las marcas más populares de YouTube, debido a que los actuales creadores independientes buscan la manera de ampliar sus patrocinadores o combinar sus actividades con otros productores de video.

Little Baby Bum —el noveno canal más visto de YouTube y el salvador de padres con poco tiempo— fue adquirido por la agencia de Moonbug, que probablemente usará el canal para perseguir otras compañías basadas en YouTube, con esperanza de crecer y sumar recursos, según los comentarios del cofundador de Little Baby Bum, Derek Holder.

El video de Wheels on the bus, una compilación de canciones infantiles con duración de 54 minutos, es el vigésimo video más popular en la historia de YouTube, con un total de 2.1 mil millones de vistas. Sus animaciones 3D, acompañadas de dulce música electrónica, le da una oportunidad a los padres de tener un espacio libre y seguro para distraer a sus pequeños, en tiempos donde los críticos reclamado encontrar crecientes contenidos perturbantes para los niños en la plataforma de videos.

La empresa de Moonbug fue lanzada por el inversor y exempleado de Walt Disney, Rene Rechtman, con ayuda de Alfred Chubb y John Robson de la división de la empresa canadiense DHX media, Wildbrain. DHX media controla varias marcas infantiles incluyendo Ben 10, Popeye y los Teletubbies.

Rechtman ya ha sido parte de una de las mayores negociaciones en YouTube: la venta de Maker Studios a Disney, quien pagó más de 650 millones de dólares por la red de decenas de miles de canales de YouTube.

Hace un tiempo, compañías como Maker Studios fueron muy populares para las compañías de medios tradicionales que trataban de tener un mejor entendimiento de YouTube, ya que veían a esta plataforma como un camino para recuperar a las audiencias en línea y llevarlas de regreso a la televisión tradicional. Fue de esta manera que Dreamworks Animation SKG compró Awesomessness TV, ProsiebenSat.1 adquirió The Collective, Grupo RTL incluyó a StyleHaul y Disney compró Maker Studios.

A pesar de que las ventas de YouTube han superado los 10 mil millones de dólares, los creadores de video y las compañías en el sitio han batallado en lograr el mismo éxito. La mayoría de estas redes han tenido que despedir a parte de su equipo y buscar oportunidades en otras áreas, como la mercadotecnia y los programas de televisión tradicional para sumarle a sus ingresos.

Los tres ejecutivos que conforman la dirección de Moonbug, tomaron posesión de Little Baby Bum el 10 de julio, mientras que Derek y su esposa, Cannis Holder, se hacían a un lado de la compañía que juntos fundaron en el 2011. En el momento de las negociaciones, los términos de la venta de Little Baby Bum eran confidenciales.

Harry Hugo, empresario de Goat Agency, una compañía de marketing enfocada alrededor de los influencers de las redes sociales, estimó que el precio de la compra de Little Baby Bum sería entre 6 y 8.5 millones de libras (cifras que resultaron del cálclulo de los bienes, la audiencia y otras valoraciones dentro de la plataforma de YouTube).

“Puedo prever que muchos canales de YouTube serán adquiridos o fusionados por plataformas OTT o canales de televisión que buscan la manera de encontrar nuevas audiencias o recuperar aquellas que se transfirieron a esta nueva plataforma”, dijo Hugo desde su oficina en Londres.

Los nuevos dueños planean llevar la marca de Little Baby Bum a la televisión tradicional, además de hacer episodios alrededor de los personajes que protagonizan los videos de YouTube, afirmó Holder.

Por medio de la contratación de nuevo personal, los nuevos dueños incrementarán la cantidad de videos producidos a la semana: de dos a cinco videos semanales. También, experimentarán con nuevos formatos de títulos, thumbnails y programación de nuevos contenidos para atraer aún más al algoritmo de YouTube, el cual decide qué es lo que se promociona en la página.

A través de un vocero, Rechtman se negó a comentar sobre la transacción.