¿Qué candidato podrá con Trump?
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Qué candidato podrá con Trump?

COMPARTIR

···

¿Qué candidato podrá con Trump?

07/03/2018
Actualización 07/03/2018 - 8:34

Salvo que algo ocurra, Donald Trump será presidente de Estados Unidos al menos hasta el 20 de enero de 2021… si es que no se reelige.

Es decir, le faltan por lo menos dos años y 289 días.

Tras la toma de posesión del nuevo gobierno en México, que ocurrirá el 1 de diciembre, le quedarán a Trump en el gobierno dos años y 51 días. Más de la mitad de su mandato.

Trump es una calamidad. Es una amenaza permanente a la convivencia civilizada que el mundo consiguió en los últimos 50 años. Y lo es, por ser el presidente de Estados Unidos.

Por lo mismo, es siempre una amenaza para México.

Ayer mismo, uno de sus hombres más cercanos, Gary Cohn, consejero Económico de la Casa Blanca, renunció tras no poder revertir la decisión insensata de establecer aranceles de 25 por ciento al acero y de 10 por ciento al aluminio importados por Estados Unidos desde cualquier lugar del mundo, decisión que se va hacer efectiva cualquiera de estos días.

Trump ‘nos dio chance’ a México y Canadá, señalando que si al final la renegociación del Tratado de Libre Comercio de Norteamérica (TLCAN) es satisfactoria para él, quedaremos exentos de ese arancel.

Y si no es así… el arancel al acero y al aluminio será la menor de nuestras preocupaciones, pues será el final del TLCAN.

Ese entorno tan amenazante es uno de los datos que cualquier votante racional debería considerar antes de emitir su sufragio el 1 de julio.

El nuevo presidente de México tendrá muchos desafíos, y uno de sus mayores retos será la relación con Donald Trump.

¿Piensa usted que después del 1 de julio sería factible borrar del mapa a Estados Unidos y su gobierno? Si así lo imagina, está soñando.

Pase lo que pase, la relación más intensa y estrecha que tenga México será con Estados Unidos. Nuestro país no puede simplemente mandar a volar a Trump. Sería irresponsable y pondría en riesgo a millones de mexicanos que viven sin papeles en Estados Unidos.

No es que no estén en riesgo ya, pero podría propiciar una reacción irracional del gobierno norteamericano.

También es una locura pensar que alguien va a convencer a Trump de que nos trate bien o suponer que lo ‘va a poner en su lugar’.

Lamentablemente, hasta ahora no es un tema relevante del proceso electoral la capacidad que exista para hacerle frente al presidente de Estados Unidos.

O quizás sí lo sea, pero por nuestra mentalidad, prosperará más una visión que diga que hay que enfrentarlo frontalmente, aunque ello nos genere un altísimo riesgo de afectar a nuestros connacionales que viven allá o a los millones que cruzan usualmente las fronteras de los dos países.

¿Qué ofrecerían cada uno de los candidatos para convivir dos años y 51 días con el gobierno de Donald Trump? ¿Quiénes responderían con consignas para ganar votos antes de proponer una visión real y viable que nos permitiera lograr el mejor resultado de esa coexistencia de dos años?

AMLO ya propuso ponerlo en su lugar; Anaya ya le dijo que el muro es insulting and unacceptable; y Meade, el único con experiencia en relaciones exteriores, señaló que Trump es todo un reto para México reiterando que México no pagará ni un centavo por el muro.

¿Quién cree que llevaría mejor los dos años y 51 días que tendría que convivir con Trump?

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.