menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Marx y Lenin se ‘amueblan’ con IKEA

COMPARTIR

···
menu-trigger

Marx y Lenin se ‘amueblan’ con IKEA

bulletLa firma sueca usa una plataforma digital para facilitar las compras de quienes viven en apartamentos de la era soviética.

Bloomberg / Ilya Khrennikov y Hanna Hoikkala
24/02/2020
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Ikea ha diversificado su modelo de negocio a medida que menos consumidores se dirigen a las salas de exhibición de gran tamaño que la ayudaron a convertirse en un gigante de los muebles. En Rusia halló una forma de replicar parte de esa experiencia de compra en la web, gracias a la preferencia por la uniformidad entre los urbanistas soviéticos.

Alrededor de 60 por ciento de los rusos vive en bloques de apartamentos estándar de la era soviética, que tienen un número limitado de diseños y planos de piso. Ikea ha replicado los diseños en su sitio web ruso y les ha dado cambios de imagen virtuales, lo que permite a un cliente seleccionar los elementos sugeridos y amueblar todo su apartamento con unos pocos clics.

El servicio, llamado Kvartiroteka, “selección de apartamentos” en ruso, ha atraído a 2.8 millones de visitantes al sitio de Ikea desde el lanzamiento en junio pasado, la mayoría de ellos nuevos clientes, y contribuyó a un aumento del 17 por ciento en las ventas en Rusia en el año fiscal que terminó en agosto. El país es el mercado de más rápido crecimiento de Ikea detrás de Hungría y la compañía está considerando expandir la herramienta digital a lugares con un amplio stock de viviendas similares de la era comunista, incluyendo Alemania, Polonia y China.

“Muchas personas no podían creer que pudieran hacer algo bueno con esta planificación típica estándar”, dice Pontus Erntell, jefe del negocio de Ikea en Rusia. “La idea era mostrar que puede haber muchas cosas diferentes que hacer e inspirar a las personas a realizar algo para cambiar la vida de sus hogares”.

El gigante de muebles sueco está tratando de permanecer como el principal minorista de muebles del mundo, sin depender tanto de sus tiendas azules y amarillas de aproximadamente 30 mil metros cuadrados, donde los clientes se abastecen de albóndigas suecas antes de navegar por un laberinto de salas de exposición y un almacén de autoservicio. Aunque las tiendas tradicionales todavía representan aproximadamente el 90 por ciento de las ventas de Ikea en todo el mundo, el tráfico peatonal se ha estancado en los últimos años a medida que más jóvenes se mudan a las zonas urbanas, conducen menos y compran más cosas en línea. La compañía ha establecido puntos de venta más pequeños en las ciudades y ha expandido su plataforma de comercio electrónico para luchar contra rivales agresivos en línea como Wayfair y Amazon. “Casi todos los minoristas se están moviendo para tener un mayor compromiso digital y aquellos que no siguen esa estrategia es probable que se queden muy atrás”, señala Charles Allen, analista senior de la industria minorista de Bloomberg Intelligence. “Ikea llegó un poco tarde, pero está haciendo una gran inversión para ponerse al día”.

Fuente: Andrey Rudakov

El servicio Kvartiroteka ofrece una variedad de estilos para diseños de apartamentos comunes en 14 tipos de edificios. Un diseño sugerido para una casa familiar muestra una habitación para niños adaptada para que la compartan dos chicos de diferentes edades. Una cortina divide la habitación y muestra los armarios recomendados, las cómodas y las estanterías que encajan bien en el espacio.

En el pasillo, los estantes debajo del techo ahorran espacio y hay ganchos en la pared para colgar patinetas.

Cuando Victoria Sanina quiso renovar su habitación estándar de 12 metros cuadrados el otoño pasado, se inspiró con Kvartiroteka. La diseñadora gráfica de 28 años vive en Chelyabinsk, en los Montes Urales, lejos de cualquiera de las 14 grandes tiendas de Ikea en Rusia. Encontró una imagen con mesitas de noche pegadas a la pared, en lugar de estar colocadas sobre el suelo.

“Pensé que era elegante y que las cosas no se perderían detrás de ellas”, dice. “Las ordené en línea con accesorios de iluminación que las convierten en fuentes de luz en la habitación”. Sanina afirma que su tía, quien vive en un típico bloque de cinco pisos conocido como la serie 1-335, está considerando un diseño Ikea confeccionado para renovar todo su departamento.

Los residentes de Moscú, San Petersburgo y Tyumen que usan Kvartiroteka tienen la opción de buscar el asesoramiento de un consultor en una de las cinco tiendas más pequeñas, que Ikea llama “estudios de diseño” en los centros de las ciudades.

Las tiendas más pequeñas pueden ayudar a mantener a la gente como Veronika Sumina comprando en Ikea. La financiera de 31 años, en licencia por maternidad en Moscú, recuerda cuando ir a una de las grandes tiendas de la marca fue un gran evento.

“Podrías haber pasado medio día allí, mirando los interiores, sentándote en un sofá y tomando una foto, comiendo albóndigas suecas y comprando”, dice. “Ahora ya no me resulta cómodo ir a una gran tienda de Ikea y pasar mucho tiempo allí paseando con un cochecito de bebé”.