La demanda mundial de petróleo comenzará a bajar a partir de 2030, estima la AIE
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

La demanda mundial de petróleo comenzará a bajar a partir de 2030, estima la AIE

COMPARTIR

···
menu-trigger

La demanda mundial de petróleo comenzará a bajar a partir de 2030, estima la AIE

bulletAunque la demanda será sólida hasta 2025, el uso de vehículos eléctricos más eficientes dará fin a la expansión, indicó la agencia.

Bloomberg / Grant Smith
13/11/2019
Actualización 13/11/2019 - 8:16
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

La demanda mundial de petróleo se 'aplanará' alrededor de 2030, ya que el uso de automóviles y vehículos eléctricos más eficientes pondrá fin a la expansión que dominó el siglo pasado, según anticipa la Agencia Internacional de Energía (AIE).

La tasa de crecimiento actual de un millón de barriles al día, o alrededor del 1 por ciento, se mantendrá durante los próximos cinco años, pero esta disminuirá a solo 100 mil barriles diarios en la década de 2030, dijo la agencia este miércoles.

Para entonces, el uso de combustibles a base de petróleo en los automóviles de pasajeros habrá alcanzado su punto máximo, indicó la AIE en su perspectiva mundial de la energía a largo plazo.

“La demanda de petróleo se aplana después de 2030”, indicó Fatih Birol, director ejecutivo de la agencia con sede en París, que asesora a la mayoría de las principales economías. “El crecimiento de la demanda es sólido hasta 2025, pero a partir de entonces el crecimiento se ralentiza”.

La perspectiva de la “demanda máxima” se ha ampliado en la industria petrolera en los últimos años a medida que los países buscan evitar el cambio climático catastrófico mediante la diversificación de los combustibles fósiles, y a medida que las fuentes de energía renovable se vuelven más baratas. La AIE no ve “un pico definitivo”, pero el estancamiento que prevé tendrá consecuencias de gran alcance.

La advertencia llega en un momento particularmente delicado para Arabia Saudita, el mayor exportador de petróleo mundo, que está vendiendo una participación en su petrolera estatal como parte de sus preparativos para un mundo con menos carbono.

El reino ha reconocido el riesgo de una demanda máxima en el folleto informativo de la oferta pública inicial.

El informe ofrece cierto consuelo a los productores de petróleo. Incluso a medida que el crecimiento de la demanda se desacelera, las reservas de petróleo agotadas tendrán que ser reemplazadas.

La necesidad de encontrar nuevos suministros debería provocar un alza de los precios desde los niveles actuales de aproximadamente 60 dólares el barril para llegar a 90 dólares en 2030 y a 103 dólares el barril en 2040.

La demanda mundial de petróleo registró una media de 96.9 millones de barriles al día el año pasado y aumentará a 105.4 millones diarios en 2030, según la AIE.

Después de ello, la tasa de crecimiento de 100 mil barriles al día será aproximadamente la mitad del nivel que la agencia anticipó en el informe del año pasado, y se concentra principalmente en los sectores de aviación, transporte marítimo y plásticos. La demanda alcanzará los 106.4 millones de barriles por día en 2040.

El uso de motores de automóviles más eficientes en el consumo de combustible eliminará 9 millones de barriles al día de demanda, mientras que el crecimiento de los automóviles eléctricos desplazará a unos 4 millones diarios.

Sin embargo, a pesar del aplanamiento de la demanda de petróleo, las emisiones mundiales de dióxido de carbono de la energía seguirán aumentando después de 2040 a medida que los países en desarrollo continúen quemando carbón para la generación de energía, según el informe.