menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Inédito: cae crudo WTI abajo de cero

COMPARTIR

···
menu-trigger

Inédito: cae crudo WTI abajo de cero

bulletEl West Texas Intermediate registró una caída de 306% y cerró en -37.63 dólares por barril, debido a la agitación económica por el coronavirus.

Diana Nava Rubén Rivera
20/04/2020
Actualización 21/04/2020 - 4:50
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

El precio de la mezcla mexicana de exportación registró el lunes un derrumbe inédito, ya que por primera vez en la historia finalizó con un precio negativo, a tono con el precio del West Texas Intermediate (WTI) en los contratos para mayo, ante el desequilibrio en el mercado que ha saturado la capacidad de almacenamiento del hidrocarburo.

Pemex informó que el precio del crudo mexicano se ubicó en -2.37 dólares el barril, un nivel sin precedente, contra los 14.4 dólares de la jornada previa.

Por su parte, el precio del WTI en Estados Unidos para entrega en mayo también cerró por debajo de los cero dólares, ya que la agitación económica cada vez más profunda causada por la pandemia del coronavirus obligó a los operadores de derivados del commodity a deshacerse del contrato para evitar la entrega del crudo físico.

El WTI registró una caída de 306 por ciento y bajó a -37.63 dólares por barril, contra los 17.73 dólares del día anterior.

De esta forma el precio de los contratos de mayo, que vence el día de mañana, perdió todo su valor, rompiendo todos los mínimos de los precios del petróleo desde 1946, de acuerdo con datos de Bloomberg.

Andrés Jaime, estratega Quant de Morgan Stanley, explicó a través de su cuenta de Twitter, que para entender de mejor forma el movimiento del precio del petróleo, primero se debe entender que la pulverización del precio hizo referencia al contrato del WTI de mayo, el cual expira este martes.

El WTI es un tipo de petróleo crudo correspondiente a Texas y se utiliza como referencia para fijar el precio de otras mezclas en Estados Unidos con densidades y niveles de azufre similares. Este tipo de petróleo, cotiza de diferentes maneras, entre ellas y la más seguida por los mercados son los precios de los contratos futuros. Estos contratos tienen diferentes fechas de entrega.

Los actores financieros que no tienen capacidad para obtener crudo físico se apresuran a extender el contrato (vender mayo y comprar el de junio), mejorando el mercado.

Este desempeño en el mercado de futuros muestra la realidad de un mercado físico inundado, donde la demanda se estima que sea la peor en la historia reciente, cuando los gobiernos de todo el mundo extienden las cuarentenas debido a la rápida propagación del coronavirus.

"Hay poco para evitar que el mercado físico tenga una mayor tendencia a la baja en el corto plazo", dijo el especialista.

Mientras que el acuerdo de producción sin precedentes por parte de la OPEP y los miembros aliados hace una semana para frenar el suministro está demostrando muy poco y llegó tarde ante un colapso de un tercio de la demanda global.

Jaime aclaró que para una imagen macro, probablemente sea conveniente enfocarse en contratos a más largo plazo tanto para el caso del WTI como del Brent.

Pero el crudo que será entregado el próximo mes se enfrenta a un duro problema: los inversionistas se están quedando sin lugar para guardarlo, debido a que los depósitos de almacenamiento están cerca de su límite.

“El WTI se entrega físicamente en Cushing, Oklahoma, por lo que su precio dependerá en gran medida de la capacidad de almacenamiento que se tenga. Con los inventarios construyendo un estado de 6-7 millones de barriles por semana, se supone que la capacidad de almacenamiento podría superarse en las próximas 2 a 3 semanas”, dijo Jaime.

"Las refinerías están rechazando barriles a un ritmo histórico y con los niveles de almacenamiento de EU llegando a su límite, las fuerzas del mercado infligirán más dolor hasta que lleguemos al fondo o despeje COVID, lo que ocurra primero, pero parece ser lo primero", indicó Michael Tran, director gerente de estrategia energética global de RBC Capital Markets.

El vencimiento de junio del WTI cotizó en 20.4 dólares, 18 por ciento menos en el día.

Por otra parte, la mezcla Brent con contrato para entrega en junio cayó casi 9 por ciento, a 25.57 dólares por barril.

Especialistas explicaron que los precios negativos del WTI son resultado del nerviosismo de los tenedores de contratos y especuladores por deshacerse de los contratos futuros a mayo, debido a que no existe demanda en el mercado para su consumo, ni espacio suficiente para su almacenamiento.

“Quiere decir que el mercado castigó al WTI ante la alta incertidumbre del cierre de los contratos para entrega de los barriles del mes de mayo por la falta de almacenamiento, es castigo por la alta incertidumbre y falta de confianza en el balance entre la producción y el almacenamiento en Estados Unidos”, explicó Ramsés Pech, analista de la industria.

El precio negativo implica que los poseedores de contratos paguen a otras compañías por almacenar el petróleo que ellos no podrán recibir en mayo próximo.

Si bien, a quienes adquieren los contratos, no les cuesta adquirir el petróleo per se, los nuevos tenedores deben realizar todas las acciones de logística para transportar y guardar el crudo, lo cual es complicado debido al nivel de saturación de los lugares de almacenamiento.

Un escenario con precios negativos podría llevar a un cierre forzado de pozos petroleros y de empresas productoras pequeñas o medianas.

“Ya no hay donde meter crudo. Ya sólo tenemos disponible la mitad de la capacidad mundial. En el momento que se llene toda la capacidad de almacenamiento y que las refinerías ya no acepten más, se va a tener que regresar a los pozos y cerrar de urgencia porque se tiene que parar el flujo, no puedes seguir produciendo porque no hay dónde meterlo. Se deberá cerrar el flujo de crudo y eso sí es grave”, dijo Edgar Ocampo, analista de la industria.

Con información de AP y Bloomberg.