No heredes deudas, arregla tus finanzas en vida
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

No heredes deudas, arregla tus finanzas en vida

COMPARTIR

···
menu-trigger

No heredes deudas, arregla tus finanzas en vida

bulletNo todas las deudas desaparecen cuando fallece una persona y pueden seguir vigentes, generando problemas a sus familiares.

Redacción
25/06/2020
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Existen puntos importantes dentro del cuidado de tu cartera y manejo de finanzas personales que todos tenemos en mente, sin embargo, un punto en el que pocos piensan es al momento de fallecer; es de suma importancia que tengas los documentos en orden y en un lugar fácil de encontrar.

Lamentablemente cuando esto pasa muchas situaciones se complican, es importante ayudar a tus seres queridos con los trámites aún estando en vida, es decir, tener todo en regla y no heredando problemas.

Marco Torres, gerente de Operaciones de la inmobiliaria digital Homie.mx, comenta que “uno de los primeros pasos que debes realizar al momento que un familiar fallece es enviar todos los documentos de defunción a las instituciones crediticias para evitar que se genere un adeudo y se traspase la deuda a un despacho de cobranza, lo que complicará el trámite de cancelación de deuda”.

Cada institución bancaria cuenta con la UNE, que es la Unidad Especializada de Atención, y hay que recurrir a ellas si es que el crédito ya se encuentra con problemas de atraso, afirmó Torres.

En este tipo de trámites existen malas prácticas y tergiversación de la información, por ello, el especialista comenta que “es necesario levantar un reporte en REDECO de la Condusef, que es el Registro de Despachos de Cobranza y son los que actúan como intermediarios entre las instituciones financieras y el deudor.

Levantar este reporte agiliza la solicitud de cancelación, esto complementado con el contacto que se realice con el banco lo antes posible, garantiza que la situación crediticia no continúe generando mal entendidos entre ambas partes” puntualizó.

Hay que revisar y leer a detalle el contrato del crédito que adquieres, ya que por lo regular este tipo de deudas o créditos no son heredables al momento que fallece el titular, además que cada herramienta financiera consta con un seguro de vida en apoyo a los familiares y por ende de cancelación, siguiendo algunos pasos o cumpliendo ciertos requerimientos. No se puede embargar por la deuda de un familiar que desafortunadamente falleció.

“Hay algunos escenarios en los que la deuda se puede heredar, es decir, si se estipula en la herencia de la persona fallecida un bien como un auto o una casa, en ese momento el crédito y responsabilidades pasan a los beneficiarios en caso de que no se encuentre liquidado y a su vez puede aceptar o rechazar esa sucesión” apuntó Torres.

Los créditos mancomunados tienen ciertas cláusulas que cubren este tipo de sucesos y en este caso las dos personas están cubiertas por el seguro de vida ligado a la hipoteca, siempre y cuando no existan atrasos.

“Es importante que todos tus compromisos financieros se encuentren al corriente y para no generar dolores de cabeza a tus familiares y puedan cancelarlos lo más rápido posible, no importa si es un crédito hipotecario, de auto, tarjetas de créditos o préstamos personales, la cultura de mantener finanzas sanas va más allá del están en vida”, señaló el especialista de Homie.