China vs EU: riesgo y oportunidad
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

China vs EU: riesgo y oportunidad

COMPARTIR

···

China vs EU: riesgo y oportunidad

05/09/2019

El conflicto comercial entre Estados Unidos y China es una amenaza para la economía en el corto plazo… y una oportunidad, sobre todo, en el mediano plazo.

No siempre se ve esta circunstancia con las dos dimensiones que tiene y que son relevantes para México.

Si el conflicto comercial de las dos economías más importantes del mundo escala, uno de los efectos que puede tener es detonar una recesión en Estados Unidos en algún momento del 2020.

Los indicadores financieros que auguran recesión están presentes desde hace tiempo, pero la marcha global de la economía no va mal en lo general.

La segunda revisión del PIB que realizó el Departamento de Comercio implica un crecimiento de la economía de 2.0 por ciento en el segundo trimestre de este año.

Si bien es una cifra inferior al 3.1 por ciento del primer trimestre, está lejos de ser cercano a la recesión.

Pero, si resulta que hay un freno del comercio exterior o incluso hay restricciones para que empresas norteamericanas sigan con su curso normal de negocios en China, entonces no debe descartarse un cambio más drástico de las tendencias productivas en EU.

Una recesión de la economía norteamericana inevitablemente traería consigo un freno a las compras que hace a México, afectando también nuestro desempeño.

Sin embargo, hay otro ingrediente que de hecho ya se está presentando y que se haría relevante en el mediano plazo, beneficiando a los exportadores establecidos en México: la sustitución de productos chinos por productos mexicanos en las importaciones que realiza Estados Unidos.

Esto incluye la posibilidad de un flujo mayor de inversión extranjera directa en México, sea de empresas norteamericanas o de empresas de otras latitudes que podrían instalarse en México.

Los datos al mes de junio del Departamento de Comercio señalan que, en el primer semestre de este año, las importaciones realizadas por Estados Unidos, provenientes de China, cayeron en -12.4 por ciento.

En contraste, las importaciones provenientes de México crecieron en el mismo lapso en 6.3 por ciento.

Entre los principales socios comerciales de Estados Unidos, Canadá vio una caída en su volumen de ventas a los norteamericanos.

El único país que también logró incrementar el volumen de productos colocado en EU fue Japón, con un crecimiento de 4.5 por ciento.

No hay evidencia de que las mayores exportaciones mexicanas hayan sustituido a las exportaciones chinas. Pero es una hipótesis plausible. Habrá que hacer un análisis más detallado para sustentar la afirmación.

De lo que no faltan evidencias es del hecho de que México ha consolidado su posición como principal socio comercial de Estados Unidos.

El volumen total del comercio entre los dos países llegó a 363 mil 194 millones de dólares en el primer semestre.

Aunque China vende a EU más que México, le compra mucho menos. Así que el comercio total China-EU llegó a 338 mil 457 millones.

Canadá, el otro de los grandes socios, ocupa el segundo lugar con 357 mil 74 millones de dólares.

La búsqueda de un mayor posicionamiento de México en el mercado de EU puede ser uno de los instrumentos para hacerle frente incluso a la recesión.

Quizás pudiéramos ver una circunstancia en la que el pastel global del comercio se reduce, pero en términos absolutos México incrementa su participación, por el mayor peso relativo de nuestro comercio.

Es un tema muy relevante al que tendremos que regresar.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.