RiskMathics, una apuesta mexicana a la educación financiera de alto nivel
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

RiskMathics, una apuesta mexicana a la educación financiera de alto nivel

COMPARTIR

···
menu-trigger

RiskMathics, una apuesta mexicana a la educación financiera de alto nivel

01/10/2019
Actualización 01/10/2019 - 11:06
columnista
Gabriel Casillas
Perspectiva Global

Hace algunos años tuve la oportunidad de conocer a una persona que me pareció inteligente, brillante y conocedora tanto de la teoría financiera de alto nivel, como del sistema financiero global y su historia, características que comparten muchos de los llamados ‘quants’ en las finanzas. Los ‘quants’ son personas quienes combinan el conocimiento financiero con modelos matemáticos de alto nivel, para analizar los activos financieros y sus mercados utilizando grandes bases de datos. Si bien esta persona cumplía cabalmente con la definición de ‘quant’, se alejaba del estereotipo de los ‘quants’ al tener como hobby el levantamiento de pesas y además, tener habilidades sociales desarrolladas (i.e. PR). Conozco poca gente que se emociona de igual manera con entender un modelo de cálculo estocástico para valuar un activo financiero y sostener una charla con Robert Merton —Premio Nobel de Economía 1997—, que al conocer a Nick Leeson —quien mandó a la quiebra a uno de los bancos privados más antiguos del mundo—, y a Jordan Belfort, el Lobo de Wall Street, a quienes ha tenido como conferencistas o catedráticos en sus eventos, cursos y diplomados, entre muchas otras personalidades del mundo financiero tanto a nivel global como local.

Esta persona de la que les platico, Allan Barush —un mexicano de ascendencia libanesa—, estudió finanzas y mientras trabajaba en el Mercado Mexicano de Derivados (MexDer), se dio cuenta de que la oferta de cursos y diplomados para quienes ya se encontraban en su vida laboral en el medio financiero era muy académica o cuando tenían un carácter más pragmático, adolecía de un buen nivel. Así, a esta persona se le ocurrió crear un instituto de educación financiera de alto nivel para promover la tecnificación de los operadores de los mercados financieros en México y demás ‘practitioners’ en el medio. La tecnificación en la operación y análisis de los mercados financieros implica mejorar el conocimiento en el manejo de riesgos, desde riesgos de mercado y crédito, hasta riesgo operativo y legal. Así, Allan Barush y el Dr. Wjociech Szatsneither —un profesor de la Escuela de Actuaría de la Universidad Anáhuac—, fundaron RiskMathics en 2005. RiskMathics inició con un curso en la Ciudad de México y hoy es el instituto líder de actualización y capacitación financiera de alto nivel no solo en México, sino en Centro y Sudamérica, en las áreas de administración de riesgos, derivados financieros, finanzas cuantitativas, ‘trading’ e inversiones en activos alternativos. Con 390 cursos al año en seis países (México, Chile, Perú, Colombia, Panamá y Canadá), hoy RiskMathics ha ganado la confianza de varios reguladores. En este sentido, por ejemplo, RiskMathics fue designado como organismo certificador único de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar) para derivados financieros y productos estructurados.

El alto nivel de los cursos que ofrece RiskMathics, en conjunción con la calidad de los ponentes y profesores con los que cuenta en sus eventos, cursos y diplomados lo hace un instituto muy sui géneris, que plantea retos personales, pero con la emoción de escuchar y aprender de los mejores. A pesar de que el Dr. Szatsneither dejó RiskMathics en 2010, Allan continuó esta aventura empresarial creando la revista Risk & Trading Magazine —cuya primera publicación se llevó a cabo en 2014—, fundó el premio John Hull Derivatives Challenge hace algunos años y recientemente organizó una carrera de 5.5 km y 11 km en un circuito en Santa Fe, en la Ciudad de México, convocando a los miembros del sector financiero de nuestro país. La carrera, titulada Fun, Finance & Running —que contó con los patrocinios del Grupo Financiero Banorte y la Bolsa Mexicana de Valores, entre otros, se llevó a cabo el pasado 1 de septiembre, contando con la inscripción de cerca de mil 800 personas. Cabe señalar que Allan invitó a Germán Silva —ganador del Maratón de Nueva York en dos ocasiones—, quien ofreció un breve discurso altamente motivacional para quienes la corrimos, así como para los organizadores al mencionar que si bien el número de personas que terminaron el último Maratón de Nueva York fue de más de 52 mil, en sus inicios (1970) solo lo concluyeron 55 corredores. Deseo a RiskMathics que continúe organizando esta carrera año con año y que se vuelva una tradición en el sistema financiero mexicano.

* Las opiniones que se expresan en esta columna no necesariamente coinciden con las del Grupo Financiero Banorte, ni del IMEF, por lo que son responsabilidad exclusiva del autor.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.