Cibercrimen y Covid-19
menu-trigger
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Cibercrimen y Covid-19

COMPARTIR

···
menu-trigger

Cibercrimen y Covid-19

25/03/2020
Actualización 25/03/2020 - 12:14
columnista
Javier Risco
La Nota Dura

En las últimas dos semanas he puesto particular atención al diario español El País, he visto cómo han reaccionado a la pandemia del coronavirus tanto la sociedad como las autoridades, y he identificado los problemas que han empezado a surgir, sobre todo en Madrid.

Lo he visto porque creo que podría ser un espejo de lo que viene en la Ciudad de México. Sé que es diferente el contexto económico y que la extensión no es la misma, pero en este mundo globalizado están mucho más cerca de lo que creemos los problemas y las posibles soluciones, aunque nos separen miles de kilómetros de distancia.

He leído con preocupación cómo en España se ha colapsado el mercado de las entregas a domicilio; o cómo la marihuana y el hachis han llegado a triplicar su precio ante las dificultades para la distribución y el menudeo; también he leído cómo tomaron la llegada de la primavera en palabras del grandísimo Manuel Vicent; o cómo reportaron el primer asesinato machista tras seis días de confinamiento; o lo que han vivido sus Unidades de Cuidados Intensivos, totalmente rebasadas; de verdad cada una de las notas se han convertido en migajas de un camino que podríamos recorrer de este lado del mundo.

Una en la que me quiero detener es en la amenaza latente ante un posible ciberataque. El periodista especialista en ciencia Javier Sampedro, le ha llamado “pura maldad”: “la policía reveló ayer una ofensiva muy peligrosa de correos electrónicos enviados al personal sanitario, que dicen contener información sobre Covid-19 y cuyo objetivo es inutilizar los sistemas informáticos de los hospitales españoles.

Se trata de un ataque de ransmoware, que típicamente secuestra los sistemas y pide un rescate en bitcoins por liberarlos. Y también es un ejemplo de la maldad pura”.

Esta semana el caricaturista de The New Yorker, Paul Noth, ha publicado una viñeta donde cuatro integrantes de la mafia se reúnen y uno dice “Por razones de salud y seguridad, tendremos que cambiar al giro del cibercrimen”. Lo que podría ser una ocurrencia, en España empieza a alertar al gobierno local y nosotros deberíamos de prepararnos.

De la mano de esta amenaza al sistema de salud español, la Organización Mundial de la Salud también alertó sobre un intento de entrar en sus servidores a comienzos de marzo, incluso en el mismo documento la OMS reporta un aumento sustancial de ciberataques en plena lucha contra el coronavirus.

La agencia de noticias Reuters señala que estaban activando contenido malicioso haciéndose pasar por correos internos de la OMS, sin embargo, ninguno de los objetivos cayó en la trampa digital.

El ocio, la reclusión e internet como la plaza pública a la que la mayoría recurre en estos tiempos, se han convertido en ventanas para aquellos que ven la oportunidad de delinquir desde el sofá.

No es nada nuevo, sin embargo, no deja de sorprender la dosis de maldad y la guardia baja de las autoridades, en tiempos donde un clic en el link equivocado podría causar más muertes que una unidad de terapia intensiva a reventar. ¿Qué significaría el secuestro de los datos de los pacientes graves en estos momentos? ¿México está preparado para esto también? Andrés Velázquez (@cibercrimen) nos advierte antes del caos; también tenemos que prepararnos para este giro inesperado de delincuentes desesperados.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.