¿Es negocio cuidar el medio ambiente?
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

¿Es negocio cuidar el medio ambiente?

COMPARTIR

···

¿Es negocio cuidar el medio ambiente?

21/05/2019

La crisis medioambiental que se vive en todo el país desde las últimas semanas generado por los incendios forestales principalmente, si bien ha organizado por un lado una ola de propuestas para ayudar al cuidado del mismo, pero por el lado económico se ve poco impulso para destinar recursos privados a ello.

Un ejemplo, es que el financiamiento a proyectos verdes o que estén destinado al cuidado del mundo que nos rodea son escasos, hay buenas ideas en donde el crédito es más bien otorgado por la familia o es producto de premios que otorgan organizaciones, pero son pocas las instituciones financieras que ven está área como una oportunidad no sólo de contribuir al cuidado del ambiente, sino también en convertirse en un futuro en negocio rentable. Ni hablar de promover que estos proyectos son bienvenidos para el financiamiento.

Si bien hay muchas instituciones financieras y empresas que pueden ser consideradas “verdes” por el cuidado que hacen del medio ambiente, ya sea en ahorro de luz, techos verdes, reciclaje, hoy luego de la crisis que se vive en materia forestal, pocos han alzado la mano ante ello, en el sector financiero vimos a Citibanamex abriendo la cuenta para apoyar la reforestación en Chiapas, pero los incendios han arrasado otras áreas vitales en Guerrero, por ejemplo donde hectáreas de sembradíos de agave que se utilizan para el mezcal fueron destruidos por el fuego y con ello la fuente de ingresos de cientos de familias de la sierra.

La aseguradora Zurich recordó que el aumento de la temperatura del planeta parece ir más allá del límite de 2°C definido en el Acuerdo de París sobre el Cambio Climático, para acercarse a un incremento promedio de 3.2°C, esto de acuerdo con el Reporte Global de Riesgos elaborado por el Foro Económico Mundial y Zurich. En noviembre del año pasado, durante la Fourth National Climate Assessment (Cuarta Evaluación Nacional del Clima) en Estados Unidos, se llegó a la conclusión de que sin una reducción significativa de las emisiones contaminantes, el promedio de la temperatura global podría incrementarse en 5°C, respecto a los niveles preindustriales, hacia finales de este siglo.

Todos vivimos en la Ciudad de México los efectos de los incendios, según Zurich, nueve de cada 10 desastres son atendidos y fondeados una vez que ocurrieron, por lo que el reto además de encontrar y financiar más proyectos verdes que contribuyan al cuidado del medio ambiente también es invertir anticipadamente ante eventos contingentes como los fenómenos naturales y aunque sea con un granito contribuir todos a mejorar el mundo donde vivimos.

Y en el otro lado de la moneda, desde el año pasado los bancos crearon su propio sistema de alertas internas para avisarse si eran objeto de un ataque y la forma en que se hacía pero sin revelar el nombre, por aquello del daño reputacional; el sistema ha venido operando y ahora la novedad es que ya la bautizaron como MISP, que quiere decir Malware Information Sharing Platform. Hoy ya son 44 los bancos los que están en la plataforma y esperan poder advertir de manera temprana cuando una institución tenga alguna situación que pueda comprometer sus sistemas, compartir con el resto de los bancos y de esa manera protegerse. De acuerdo con los protocolos que se implementaron el año pasado tras un ataque deben avisar a la autoridad para que a su vez el sistema financiero y todas las demás figuras estén en alerta, lo que es un avance importante ante el incremento de los ciberdelincuentes que ven en este tipo de ataques y robos una jugosa fuente de recursos. Por lo pronto, la moneda está en el aire.

Las expresiones aquí vertidas son responsabilidad de quien firma esta columna de opinión y no necesariamente reflejan la postura editorial de El Financiero.