Mérida suma al menos 25 mil nuevos 'fuereños' cada año y busca dónde recibirlos
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Mérida suma al menos 25 mil nuevos 'fuereños' cada año y busca dónde recibirlos

COMPARTIR

···

Mérida suma al menos 25 mil nuevos 'fuereños' cada año y busca dónde recibirlos

El alcalde de la capital yucateca explicó que el principal reto es mantener la seguridad y la oferta de servicios ante la llegada de nuevos habitantes a la ciudad.

Luis Lozano EF Península
05/09/2019
Mérida se ha convertido en un polo de atracción para quienes buscar una ciudad tranquila y segura.
Al registrarte estás aceptando elaviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Cada año se estima que a Mérida llegarán a vivir entre 25 y 30 mil nuevos habitantes de otras partes de la República Mexicana o el extranjero, calculó el alcalde, Renán Barrera.

Este crecimiento representa el principal desafío para su administración, que este mes cumplió un año y que ya analiza cómo aumentar la oferta de vivienda, movilidad y empleo en la ciudad.

"(Llegan) alrededor de 25 mil a 30 mil personas al año, eso habla del crecimiento exponencial; en los últimos 80 años pasamos de ser 250 mil, ya somos un millón.

"El hecho de entender que hay una ciudad a la que hemos vivido en los últimos años, una ciudad más dinámica, con una invitación a todo mundo a querer vivir en ella, y eso es lo que me parece que es importante destacar ", indicó Barrera en entrevista con El Financiero.

En cuanto a la oferta de vivienda, el alcalde resaltó que si bien hay una oferta de hasta 4 mil viviendas nuevas, su ubicación es mayormente en el norponiente y nororiente de la ciudad, por lo que el ayuntamiento trabaja en un plan para redensificar la zona centro y atraer de nuevo a los habitantes.

Las zonas de mayor oferta nueva habitacional van desde el fraccionamiento Francisco de Montejo hacia Dzityá, hacia Comchén, Sierra Papacal, al norponiente de Mérida. Igualmente una franja que va desde Las Américas hasta Ciudad Caucel, punto que colinda con el municipio de Ucú; del lado oriente va desde el fraccionamiento Los Héroes hasta la calle 50 en el sur de la ciudad.

"Lo que se busca es que podamos ir mitigando este 'efecto dona' que se da en la ciudad, se llenan las periferias, la gente cada vez vive más lejos, el territorio ya llegó a las colindancias con otros municipios y vemos colonias y fraccionamientos tradicionales que están quedándose vacíos.

"Lo que busca este programa de desarrollo urbano es que se pueda redensificar y repoblar el centro de la ciudad. Eso genera que tengamos que hacer un poquito más agresivas las políticas de desarrollo urbano", indicó.

El plan para atraer a los habitantes al centro contempla el desarrollo de otros conceptos de vivienda como townhouses, desarrollos verticales, usos mixtos que permitan los usos comerciales y habitacionales en un mismo edificio.

"Cada vez hay más interés de inversionistas de invertir dentro de la mancha urbana y menos en la periferia, cosa que desde luego a nosotros nos sirve para poder garantizar la calidad de vida de los ciudadanos. Quien vive a 35 kilómetros del centro de la ciudad pierde tiempo, gasta mucho dinero en trasladarse, en gasolina en tiempo útil laboral, etcétera, y que de alguna manera le resta calidad de vida", advirtió.

Las personas que están llegando al centro de la ciudad son principalmente quienes buscan un lugar para su retiro, que busca un lugar para invertir o para algún comercio, de acuerdo con el alcalde.

"Tenemos tanto locales como extranjeros y también mayormente habitacional para gente de fuera, la gente de fuera nacional o extranjera ha encontrado una forma de poder llevar en el centro histórico su vida de retiro con tranquilidad en un ambiente muy coloquial, de vecinos, de barrio, de mercados, de hacer su vida en un microcosmos y esto lo hemos visto de manera exponencial con el número de predios que se han vendido en los últimos años para extranjeros dentro del centro histórico", refirió.

En los últimos siete años se registran alrededor de 500 predios adquiridos por personas extranjeras que estaban en ruinas o abandonados en el centro histórico, la mayoría para uso habitacional, según datos del ayuntamiento.